Piso en calle Alcalá con Estudio María Santos

Este piso está situado el tramo más bonito de la madrileña calle Alcalá, un edificio emblemático protegido por patrimonio. Cuenta con 200 m2 que hemos reformado en su totalidad. Desde el cambio de distribución al completo, en zona de cocina y baños a localizaciones más adaptadas a la forma de vivir de sus nuevos propietarios.

El estudio de María Santos ha sido el encargado de lograr hacer lucir esta vivienda como un auténtico Palacio. Con molduras diseñadas ad hoc por el estudio, con patrones extraídos de referencias clásicas, nuestro trabajo ha sido devolverlos a nuestro tiempo ejecutándolos en escayola con acabado exquisito por parte de nuestro equipo. Para ello trabajamos con múltiples muestras y mención especial a las zonas y encuentros en curva.

Los trabajos realizados en piedra con diferentes tipos de despieces, sello del estudio, son de nuestros favoritos. Han permitido desplegar todo nuestro potencial y el resultado llena de magia el acceso con geometrías y grandes embocaduras combinando diferentes mármoles y zonas de aseo dónde puedes sentirte un auténtico rey rodeado de diferentes colores de piedra naturales y patrones únicos para este proyecto.

El pavimento de madera natural es otro capítulo importante, a pesar de ser un sistema click se realizó un rebaje en los laterales para conseguir un acabado con un aspecto más «antiguo» que casara con la estética general del edificio.

Además de todo lo que se ve, nos encargamos de todas las instalaciones, desde clima por sistema de conductos por toda la vivienda, electricidad e iluminación y restauramos los radiadores existentes con nuevas válvulas con aire «retro».

Proyecto: Estudio María Santos

Fotografías: Dosplanos

Proyecto: Estudio María Santos

Fotografía: Montse Garriga

LinkedIn
Facebook
Twitter